García Icaza: En busca del entendimiento nacional

Written by | Entrevista, Líder

 

Entre los objetivos del nuevo presidente de la Cámara de Comercio y Agricultura de Panamá, figuran la repotenciación de los sectores logístico, agro y turismo, y la defensa a la libertad de empresa y del actual modelo económico, sobre todo, después del escándalo global de las firmas opacas que ha afectado la reputación del país. Llega a la presidencia de la CCIAP tras ocho años de intenso trabajo en un gremio que lo sedujo poco a poco.

 

Hugo Santaromita

 

García Icaza: Hay que impulsar la educación en el tema económico

Las offshore representan menos del 0.5 por ciento del PIB

Para incentivar el turismo hay que tener un producto de calidad

 

Desde el pasado 31 de marzo Jorge García Icaza es el presidente de la Cámara de Comercio y Agricultura de Panamá, en reemplazo de Carlos Fernández, para el período 2016-2017, convirtiéndose en el número 65 que dirige esta institución. Pasada la efervescencia de los días de elección, García Icaza habló con Pauta sobre sus objetivos inmediatos: la logística, el agro, el turismo y la defensa a la libertad de empresa y el modelo económico actual, sobre todo, después del escándalo global de las firmas opacas que ha afectado la reputación del país.

 

“El país debe decirle a la comunidad internacional que se han aprobado leyes importantes contra los negocios ilícitos y que hemos dado pasos decisivos para mejorar la transparencia del sistema”, señala este ingeniero mecánico, egresado de Worcester Polytechnic Institute, con Maestría en Administración de Empresas (MBA) en el Boston College. García Icaza laboró por 15 años en Copa Airlines, donde llegó a ocupar el puesto de vicepresidente comercial, y actualmente es el presidente del grupo GEA, del Grupo Ortopedia Nacional y director de Panamá Marine Adventure.

 

Cuando se retiró de Copa pensó que ya era el momento de dedicarse a los negocios personales, pero sintió la necesidad de contribuir con el país, y fue cuando el ex presidente de la CCIAP, José Ramón Varela, le solicitó hace ocho años lo ayudara en la Comisión de Transporte, y así ingresó al gremio.

 

“Poco a poco me fui quedando en la Cámara porque quería participar de un gremio que me permitiera tener acceso al acontecer del país y contribuir como ciudadano”, revela García Icaza, quien hasta el año pasado estuvo vinculado en la comisión que evaluaba el tema de los medicamentos de la Caja del Seguro Social, combinando la parte logística con su experiencia en su negocio de la ortopedia, casi un médico por tradición familiar.

 

Ya el año pasado, antes de tomar el cargo, el presidente saliente le pidió que fuera su vicepresidente, con el compromiso de que lo reemplazara. “Yo estaba mentalmente preparado para dedicarle tres días a la semana a la Cámara, para poder atender mis negocios, pero ya veo que no será así”, dice jocoso el directivo, quien sabe bien que vienen días de mucho esfuerzo para ayudar al país desde la trinchera de la CCIAP.

 

A su juicio, Panamá tiene el gran reto de aprovechar el canal ampliado para sacar el máximo provecho a esta nueva coyuntura en materia de logística. Confía en que la apertura del puerto de Corozal la añadirá valor a la mercancía que pasa por el país para luego ser reexportada.

 

Para tal fin señala que está armando un equipo de profesionales de la Cámara, vinculada al transporte terrestre, aéreo y marítimo, corredores de aduana, para encontrarle eficiencia al proceso logístico. “Debemos lograr que Panamá descargue contenedores que vengan por vía aérea y marítima, para que luego éstos puedan ser transportados por vía terrestre a toda Centroamérica. Ahora mismo hay toda clase de trabas aduaneras y fronterizas. Eso debe acabar”, agrega.

Convivir con el agro

 

El segundo objetivo para García Icaza es al agro, un sector cuyos problemas no se pueden arreglar de una sola vez, porque son muchos y muy complicados. Su plan es tomar dos o tres rubros, y sentar en una mesa a los comerciantes, los agricultores y el gobierno para que hablen abiertamente de soluciones y llegar a un entendimiento nacional.

 

“En Panamá hay dos extremos: por un lado, el agricultor que quisiera que no se importe nada y que toda su producción sea comprada localmente, lo cual es imposible, y por el otro lado, el sector comercial que importa, comprando al precio más barato en el mercado internacional, para vender en el mercado local”, compara el entrevistado. Pero fue claro al decir que “el gobierno la tiene difícil porque si protege al productor nacional, entonces se encarece la comida, y tampoco puede abrir la importación totalmente para matar al productor local”.

 

Señala que hay que llegar a un entendimiento nacional: debe conseguirse un mix adecuado si el productor quiere que su producto se venda a un precio determinado. A su juicio, es necesario programar cuándo se debe importar, y no hacerlo cuando el productor local esté en la mitad de la cosecha. Señala, además, que a éste hay que darle la seguridad de que su producción va a ser comprada de manera oportuna para que pueda tecnificar sus procesos sin el temor de que pierda su cosecha.

 

Por la libre empresa

 

Otro de sus objetivos es la promoción de la filosofía de la Cámara, la cual está basada en los principios de la libre empresa y la libre competencia. “Somos fieles creyentes de que ése es el modelo económico que funciona y en ese sentido queremos mantener una actitud beligerante”.

 

Recuerda que cuando el país fue golpeado por una larga dictadura se creó un paternalismo, producto del populismo que generalmente usan los dictadores para mantenerse en el poder. “Cuando hay dinero, lo regalan y lo reparten, y eso corrompe a la gente, que se acostumbra a no darle el valor a las cosas”, analiza. En su opinión, eso provocó que una generación entera de panameños se acostumbrara a los subsidios y el control de precios, pero que sólo con una labor de educación se podrá sacar al país de ese vínculo paternal y, por ende, del subdesarrollo.

 

Añade que la Cámara quiere ayudar a impulsar la educación en el tema económico. Considera que cada gobierno ha adelantado algo, cada uno a su velocidad, pero que la empresa privada tiene un rol importante. Está consciente de que no es un tema popular entre los políticos porque no les da beneficios inmediatos sino 15 ó 20 años después, pero que eso es precisamente lo que debe cambiar. “Al menos –señala- se han logrado unificar criterios de que es un problema nacional. Donde no hay consenso aún es cómo lograrlo”.

 

Considera que es mucho más fácil mejorar los problemas básicos cuando el país experimenta una economía en crecimiento. Advierte que no es lo mismo ofrecerle a un joven educación si en su casa no tiene agua, no tiene transporte o si la basura se los está comiendo. Para el directivo, hay que mejorar primero las necesidades básicas para poder llegar luego a ser un país educado y superior. No obstante, considera que hay que trabajar paralelamente en ambos temas.

 

Otro de los objetivos es el turismo para el cual hay que tener un producto de calidad, fácil de comprar y que se promueva en los lugares correctos. “Hoy Panamá tiene vuelos directos y sin escalas a más de 40 destinos. Esos son los mercados objetivos donde debe concentrarse la publicidad del país”, observa.

La reputación del país

 

El escándalo de los Panamá Papers no escapa a la preocupación de García Icaza, quien sostiene que el país tiene que salir a decirle al mundo que está en proceso de cambio, que se han aprobado leyes y que se han dado pasos importantes para mejorar la transparencia de su sistema legal y financiero. Que incluso, la reforma a la Ley 23 sobre el blanqueo de capitales, convierte a ésta en una de las leyes más avanzadas en esta materia en el mundo.

 

Y fue enfático al señalar que el negocio de las empresas offshore en Panamá representa menos del 0.5 por ciento del PIB. “No tenemos ninguna actividad económica que represente más del seis por ciento. Todos los sectores están divididos y, afortunadamente, no todos los huevos están en la misma canasta”, dice, al tiempo que señala que a Panamá le vienen tiempos duros “porque van a salir muchas informaciones que van a ser inmorales o ilegales, y eso habrá que afrontarlo sin falsos nacionalismos ni golpes de pecho”.

 

En este sentido, afirma el directivo que Panamá deberá pedirle ayuda a los países de la OCDE con tecnología, para cooperar en el intercambio de información de forma expedita y eficiente, pues la firma de tratados con 21 jurisdicciones de intercambio de información así lo amerita.

 

En cuanto a la CCIAP, gran parte del reto hoy es ver cómo se le da apoyo a los agremiados para asegurarles que conozcan la ley, que tengan medidas internas en sus empresas para su cumplimiento y ayudar a la nueva Superintendencia de Negocios No Financieros a que se hagan las auditorías correspondientes. “Panamá es hoy un país altamente regulado y eso es una verdad indestructible”, finaliza.

 

Last modified: 16/07/2017

loading
Big Buck Bunny
00:00
--
/
--
youtube play
vimeo play

Marketing Xtrategy

  • Tocumen, S. A.
    Tocumen, S. A.
  • MARKETING XTRATEGY / RON ABUELO 12 AÑOS
    MARKETING XTRATEGY / RON ABUELO 12 AÑOS
  • MARKETING XTRATEGY / LG ELECTRONICS
    MARKETING XTRATEGY / LG ELECTRONICS
  • MARKETING XTRATEGY / LG
    MARKETING XTRATEGY / LG
  • MARKETING XTRATEGY / AMPYME
    MARKETING XTRATEGY / AMPYME
  • Marketing Xtrategy / Encuentra24 y Tambor
    Marketing Xtrategy / Encuentra24 y Tambor
  • Caja de Ahorros
    Caja de Ahorros
  • Instituto Nacional de la Mujer
    Instituto Nacional de la Mujer
  • Cable and Wirless Panamá
    Cable and Wirless Panamá
  • Autoridad de Turismo de Panama
    Autoridad de Turismo de Panama
  • Super Xtra Nueva Imagen
    Super Xtra Nueva Imagen