Luz en el horizonte, Industria alimenticia se aferra a la innovación.

Written by | Cover

La industria panameña ha pasado por diversas etapas que bien se convirtieron en verdaderos retos en medio de la tan hablada y mencionada globalización.  Luego de las compras y adquisiciones, aún se analizan si los tratados de libre comercio negociados en los últimos quince años tuvieron un efecto en la industria de manufactura y sector alimenticio.  Lo cierto es que en medio de las nubes grises, hay luz al final del túnel, y la evolución en tecnología e innovación marcará la diferencia entre ganar, o quedarse en el camino.

Por: Gina Buendía
gina.buendia@grupopauta.net
@LaBuendia25

No han sido los mejores años para la industria de manufactura. Ya resulta constante que en los informes económicos se vea un descenso en la actividad de este sector.

En el último publicado por el Sindicato de Industriales de Panamá se resalta una contracción del 2,8% y esta cifra representa unos 54 millones de dólares.

El presidente del SIP, Michael Morales dice que esto es un reto para el sector. Afirma que se debe analizar lo que está sucediendo y revisar las políticas de importaciones porque la idea no es convertir a Panamá en la gran bodega de productos importados.

Lo cierto es que se siente un estancamiento en la industria.

Andy Espinoza, el asesor económico del gremio, que aglutina 180 empresas, señaló que se experimenta una contracción al dejar de producir, y esto se refleja en los dos últimos años, cuando el valor agregado bruto del sector disminuyó alrededor de 80 millones de dólares.

La situación, según los industriales, es delicada porque afecta directamente la seguridad alimentaria, ya que la contracción se da principalmente en la fabricación de alimentos y bebidas.

El informe, basado en datos de la Contraloría General de la República, detalla que la fabricación de azúcar cayó 11.9%; bebidas, 10.7%; de cemento, 5.1%; la pesca, 8.4%; concreto premezclado, 12.8%, y sustancias químicas 11.1%.

Para los empresarios de la actividad industrial, la situación del sector se desarrolla similar al movimiento de la economía si se toma en cuenta que con el crecimiento del producto interno bruto (PIB), que fue de 4.9% en 2016, se muestra un menor desarrollo que en 2015, cuando fue de 5.8%.

Aida Maduro, ex presidenta del Sindicato de Industriales de Panamá (SIP), explicó que el crecimiento del país experimenta una contracción porque, aunque hay actividades que no tienen una experiencia negativa como la industria manufactura, existen otras que también decrecen.

Al igual que Morales, la empresaria consideró: “No podemos ser país netamente importador, que es en lo que nos hemos convertido”.

Maduro señaló que existe interés de un grupo minoritario en las importaciones, quienes son los que se benefician.

Y es que existe una diferencia abismal en la balanza comercial.

El presidente del SIP asegura que el país necesita una política de Estado que ponga como prioridad el fortalecimiento de la capacidad productiva del país y ponga al trabajador panameño primero que cualquier tratado.

Por esta razón por la que los empresarios apoyaron la modificación o reemplazo total de la Ley 76 con el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y el Ministerio Comercio e Industrias (Mici).

“Exigimos condiciones simétricas con relación al producto importado, no podemos aceptar que un registro sanitario demore 24 horas para un producto importado y para uno nacional, ocho meses”, destacó Morales.

Agregó que se necesita reforzar de una manera urgente la defensa comercial que sea eficaz, no pueden existir barreras arancelarias para nuestros productores, esto debe acabarse.

Ante esta inquietud, la Asamblea Nacional aprobó en tercer debate la nueva ley que busca la modernización de la industria y la creación del Programa Nacional de Competitividad Industrial.

El Ministro de Comercio e Industrias, Augusto Arosemena, explicó que el proyecto de ley que modifica y adiciona artículos a la Ley 76 de 2009 que dicta medidas para el fomento y desarrollo de la industria, propone un nuevo marco regulatorio en el cual se incluyen todos los componentes necesarios para incrementar la competitividad del sector productivo.

“Nos sentimos satisfechos de este esfuerzo conjunto y haber cumplido nuestro compromiso de lograr su aprobación en este primer cuatrimestre del año. Este es un primer paso hacia adelante para modernizar el sector y hacerlo más competitivo y seguiremos trabajando de la mano con la industria”, destacó.

Arosemena detalló que con la nueva propuesta se agilizará la emisión del Certificado de Fomento Industrial mediante el cual se conceden créditos fiscales a la industria y la agroindustria, con un aumento del 20% al 40% para apoyar específicamente la inversión en investigación y desarrollo, capacitación de personal, inversión y reinversión, manejo medioambiental y el incremento del empleo asociado al aumento de la producción.

 

Apertura Comercial

Como resultado de la apertura comercial panameña, la industria nacional transitó de un mercado protegido por altos aranceles a uno con bajos aranceles.

Cambio que ha tenido una grave incidencia en su desarrollo, y la ha colocado en una situación difícil. Fue como cambiar las llantas de un vehículo sin detener su marcha, afirmó Juan Planells de la Asociación Panameña de Exportadores (Apex),

No obstante, a juicio de este gremio, la industria nacional enfrentó estos cambios con decisión y los resultados comienzan a verse a través de nuevas empresas que compiten en el mercado interno y exportan a otros países de manera exitosa.

El cambio ha supuesto aumentar sus volúmenes de producción para vender a grandes mercados y mejorar la calidad de sus productos para satisfacer a clientes internacionales, señaló el presidente de Apex.

Los ajustes para adaptarse a los cambios son procesos dolorosos y hasta traumáticos en todos los campos, incluidos los negocios, donde la rentabilidad es un factor determinante para su existencia.

 

Sobrevivientes

En el caso de la industria panameña, las que lograron mantenerse con la misma fuerza o incluso mayor, fueron las compañías del sector de alimentos y bebidas y las relacionadas con la producción de materiales para la construcción.

Juan Francisco Kiener , explica que dos fueron los factores claves para la sobrevivencia de la empresa de alimentos y las vinculadas a la construcción.

Primero, el costo del transporte, porque resulta más barato producir cemento y bloques localmente; y segundo, el tema de caducidad, porque en los alimentos favorece producir y comercializar en el mercado interno.

Como ejemplo citó el caso de la multinacional Kraft, que cuando Panamá ingresó a la OMC decidió cerrar la planta de queso procesado en el país y trasladar toda la operación a Venezuela con el propósito de atender la región desde este país suramericano.

¿El resultado final?: El queso procesado Kraft, después de hacer sido el líder en el mercado panameño, es hoy una marca con limitada presencia en los supermercados del país. Y ahora las marcas de queso que compiten por la preferencia de los paladares panameños son Cremosos, Superior y Nestlé, precisó Kiener.

 

Tendencia

La industria alimentaria, desde el productor hasta el consumidor final, debe alinearse con las estrategias de nutrición y salud preventiva, e integra en sus productos no solamente las cualidades nutricionales de los alimentos, sino además el desarrollo de procesos seguros que garanticen la inocuidad y la seguridad de los alimentos.

Las líneas maestras que deben ser mejoradas en la industria alimentaria son definitivamente la Cadena de Frío, que contribuye a una adecuada conservación de los alimentos y a la sostenibilidad y competitividad económica de las empresas al reducir de forma importantes las pérdidas provocadas por las mermas y también la gestión por procesos para así garantizar la homogeneidad de los resultados. Para ello es necesario desarrollar acciones de modernización basadas en la reingeniería de los procesos aplicando metodologías integrales de organización, capacitación y software. Y por último y no menos importante el mantenimiento, en sus ámbitos preventivo y correctivo.

Las cadenas de supermercados de Panamá tienen un papel esencial en la cadena alimentaria, ya que disponen de centros de producción -panificación, platos elaborados, cárnica, vegetales, lácteos, hielo, embotellado de agua…- cuyos productos son distribuidos en los establecimientos de venta. Por tanto, se trata de centros de producción transversales que dan servicio a todos los establecimientos de cada cadena. El proceso y la implementación de técnicas de gestión por procesos son fundamentales para garantizar la optimización de los costes, la competitividad, la eficiencia energética, la calidad y la inocuidad de los productos.

En Panamá la competencia entre cadenas de supermercados es fuerte.

El Machetazo se convirtió en 1966, en el primer ‘hipermercado’ de América Latina. Esto se debe a que sus establecimientos de ventas al por menor, tienen una superficie no menor 2,500 metros cuadrados, los que las hacen más grandes que los demás.

Los almacenes están en constante crecimiento, pues se consideran como uno de los tres más importantes retailers de Panamá. Esta empresa tiene  más de 4 mil trabajadores en sus sucursasles y lanzaron un nuevo concepto de tiendas Xpress.

Grupo Rey, por su parte,  vislumbra un mayor crecimiento de sus operaciones, con la apertura de nuevos establecimientos tanto de Supermercados Rey y Romero como Mr. Precio, y las Farmacias Metro, fundamentado en la confianza del crecimiento sostenido de la economía nacional, destaca la empresa.

El grupo continuará desarrollando sus objetivos y metas fundamentadas en estrategias basadas en lograr eficiencias operativas, a través de la optimización de recursos y procesos.

Por ello que se enfocan en fortalecer las operaciones de soporte, con inversiones millonarias en áreas, tales como logística con mejoras en sistemas centralizados y renovación de flota, centro de acopio y procesamiento de productos frescos.

Este eslabón en la cadena  de la industria alimenticia debe seguir fortaleciéndose para los retos que se presentarán en el futuro.

La Fundación General de la Universidad de Salamanca – Sede Panamá – establece convenios y acuerdos a través de su programa de Empresas Amigas de la Universidad de Salamanca para ayudar a la industria alimentaria a desarrollar estas estrategias que contribuirán a la mejora de sus resultados económicos, y sumar estrategias orientadas a la mejora continua en la gestión, en la optimización y desde luego en la eficiencia energética tanto de los centros de producción como en los puntos de venta: después del gasto en personal, el gasto en electricidad/energía suele ser el segundo rubro más importante, que permitiría las inversiones necesarias para reducir esta partida de gasto para amnortizarla a una velocidad muy rápida en base a los ahorros generados.

La iniciativa de crear un hub alimentario en Panamá que es impulsada por el gobierno está recibiendo el apoyo del sector empresarial.

El Hub Alimentario busca convertir a Panamá en una ventana de reexportación de alimentos, tanto perecederos como no perecederos; crear un centro logístico de nivel mundial para ser un mercado de recepción de alimentos de diferentes países y que toman como punto de partida el istmo hacia los mercados de grandes consumidores.

“El Hub alimentario no es solo es un tema de seguridad agroalimentaria, se trata de generación de empleo, va directamente ligado a fortalecer el país en el sector logístico, a la Zona Libre de Colón, al hub aéreo y otra serie de oportunidades” así lo señaló el presidente de la Comisión de Desarrollo Agropecuario de la Asociación de Ejecutivos de Empresas (Apede), Lorenzo Lenin Galván.

Lenin indicó que ya existen algunas iniciativas relacionadas con el hub alimentario como el trabajo de una empresa estadounidense que están haciendo los primeros pininos, al traer arroz sin cascara y lo re empaca llevándolo a mercados como Arabia Saudita.

“El mensaje que queremos llevar es encender en las mentes de las personas que existe esa oportunidad y que tenemos que tomarla y hacerla de nosotros” afirmó Lenin quien aseguró que Panamá tiene toda las estructuras para hacer el hub de alimentos de Latinoamérica.

Last modified: 16/06/2017

loading
Big Buck Bunny
00:00
--
/
--
youtube play
vimeo play

Marketing Xtrategy

  • Tocumen, S. A.
    Tocumen, S. A.
  • MARKETING XTRATEGY / RON ABUELO 12 AÑOS
    MARKETING XTRATEGY / RON ABUELO 12 AÑOS
  • MARKETING XTRATEGY / LG ELECTRONICS
    MARKETING XTRATEGY / LG ELECTRONICS
  • MARKETING XTRATEGY / LG
    MARKETING XTRATEGY / LG
  • MARKETING XTRATEGY / AMPYME
    MARKETING XTRATEGY / AMPYME
  • Marketing Xtrategy / Encuentra24 y Tambor
    Marketing Xtrategy / Encuentra24 y Tambor
  • Caja de Ahorros
    Caja de Ahorros
  • Instituto Nacional de la Mujer
    Instituto Nacional de la Mujer
  • Cable and Wirless Panamá
    Cable and Wirless Panamá
  • Autoridad de Turismo de Panama
    Autoridad de Turismo de Panama
  • Super Xtra Nueva Imagen
    Super Xtra Nueva Imagen