Moda en consignación

Written by | Del Patio

Internet revolucionó el comercio y también la moda. El crecimiento de las plataformas online de venta de marcas de lujo de segunda mano ha creado un mercado que mueve millones de dólares a nivel mundial y promete cambiar las reglas del mercado de artículos de los reconocidos diseñadores. En Panamá, dos chicas iniciaron la primera tienda virtual de artículos de lujo donde el precio es menor que en la tienda física. Pauta descubrió ¿cómo y por qué?

Por: Karin Caballero

Karin.caballero@grupopata.net

@periodistaKarin

Rosalind Anthony y Laura Boyd, se conocieron en un café e hicieron click desde el primer momento. Tenían algo en común, ambas son amantes de las compras en línea y la moda. Así que fusionaron sus ideales y crearon lo que consideran la primera tienda virtual en Panamá con exclusivos artículos de lujo. Lo curioso es que sus compradores no tienen que utilizar un gran presupuesto ya que encuentran las mejores cosas a un precio accesible porque son de segunda mano.

Esta tendencia inició, por supuesto, con pioneros como Ebay y Amazon, sólo que estos sitios tienen un problema: sus vendedores muchas veces no pueden demostrar sus credenciales y el valor de las marcas no es reconocido, por quedar expuesto a falsificaciones.

Por eso, estas socias pusieron especial cuidado a cada detalle de su proyecto que duró un año de creación antes de lanzarlo al mercado. Rosalind Anthony tenía experiencia al trabajar en tiendas Louis Vuitton en Europa y Laura Boyd, puso sus conocimientos de abogacía para el funcionamiento de su emprendimiento, por supuesto, junto con todo su amor por las compras en Internet.

Y es que la novedad en este reino del comercio electrónico es entendible, ya que la mayoría de los adeptos es la población joven que va en aumento, esos que no quieren gastar mucho y hasta piensan en el medio ambiente. Por eso, los sitios de consignación han sido discretamente impresionantes durante los últimos años. Uno de ellos es el de estas chicas que se fundó bajo el nombre de labodegachic.com y donde se valora cada pieza.

Reconocen que en la calidad y la autenticidad de cada artículo, está el negocio. Entienden que a veces el alto costo de las marcas hace que no todas las personas puedan disfrutar de la experiencia de tener una de ellas, pero aquí todo es posible.

Iniciaron su proyecto en respuesta a las necesidades que encontraron al ser adictas al shopping online, pero que en Panamá se complica por el sistema postal.

En sus propios guardarropas hallaron piezas que ya no usaban, pero que tenían un gran valor para ellas y pensaron en esas tantas otras personas que pasan por el mismo sentimiento.

En sus inicios ponían tiendas temporales con artículos propios y de familiares y amistades y se dieron cuenta que había un gran nicho de negocio.

Y aunque sus ventas actualmente son mayores a través de la página web, cuentan con un showroom, porque también tienen clientes a los que les gusta la atención personalizada y quieren ir a probarse varios vestuarios o zapatos.

La Bodega Chic tiene alrededor de dos mil piezas en consignación. Se trata de una propuesta única de venta, que puede clasificarse como

una forma de permitir que la gente consiga dinero vendiendo objetos de moda que ya no usan.

Según Laura Boyd, hasta existe un tema de educación. Primero hacia aquellos que nunca han considerado utilizar algo usado, sin saber que las piezas están en óptimas condiciones. Las personas pueden adquirir algo de lujo con hasta el 70% de descuento del precio original. También la formación va hacia los que no quieren deshacerse de algo que no usan. Deben saber que es mejor sacarle provecho vendiéndolo y entonces tienen el capital para adquirir una pieza similar quizás de actual temporada.

Por eso, en el negocio de consignación también se mueve el intercambio entre los vendedores, ya que dan algo que no quieren, pero encuentran en la tienda algo que sí les gusta. Todo en un mismo lugar. Además, labodegachic.com cuenta con planes de pagos y concierge service a domicilio.

Negocio extendido

Eso no es todo. Esta tienda también se expandió a otros países como Costa Rica, República Dominicana, El Salvador, Nicaragua y está recibiendo pedidos que les  llega desde México. Todo a través de la página web.

Vender artículos a consignación se convierte en un negocio interesante y es que hay más posibilidades de conectar con consumidores que buscan una oportunidad para mejorar su guardarropa.

El proceso de consignación de labodegachic.com dura aproximadamente dos semanas. El vendedor les indica el precio mínimo que desea adquirir por pieza y las socias lo establecen aplicando un algoritmo de precios que varía según el nombre del diseñador, tipo de artículo, edad y condición o estado.

Los datos agregados en este caso son los que dan el mejor valor del artículo. También se reúne la información acerca de las preferencias de marca, estilo, tamaño, así como frecuencia de compras y ventas. Todo sirve para hacer una personalización y selección más precisa de lo que los minoristas pueden ofrecer o querer.

Para poner los precios, Rosalind y Laura utilizan estos puntos de referencia en conjunto con el costo del artículo nuevo en la tienda y otros sitios de segunda mano. En el caso de joyería, trabajan con especialistas gemólogos para verificar la autenticidad de las piezas. Así mismo trabajan con otros artículos como carteras o relojes de lujo. De esta manera la autenticidad es garantizada, y con un servicio de estándares internacionales.

Todo esto beneficia la relación con sus clientes que buscan el precio justo. En este proceso, labodegachic.com recibe un porcentaje por la venta. Así pueden volver a consignar y vender los artículos al precio más alto posible dentro de 30 días.

Son amantes del estilo, valoran cada pieza y creen en la versatilidad de su uso, donde argumentan encuentran la más grande expresión de su creatividad.

Luego en el proceso del negocio entra en juego el papel de las redes sociales e Internet. La información es subida a la web para favorecer la venta.

Cualquier persona puede poner a la venta productos de su armario que no utilice y la plataforma se encarga de cuidar la calidad de cada objeto.

Los dueños de la ropa, carteras, zapatos y accesorios reciben de regreso parte de lo invertido y los nuevos dueños obtienen una pieza de excelente calidad, a un precio menor que el de mercado de nuevas temporadas.

Prendas que parecen inalcanzables poco a poco encuentran a alguien más que las vuelva a usar. Mientras, los millenials son los que menos sienten vergüenza por llevar un Chanel o un Christian Dior usado, este tipo de negocio seguirá vivo y la moda no morirá.

Last modified: 24/09/2018

loading
Big Buck Bunny
00:00
--
/
--
youtube play
vimeo play

Marketing Xtrategy

  • Tocumen, S. A.
    Tocumen, S. A.
  • MARKETING XTRATEGY / RON ABUELO 12 AÑOS
    MARKETING XTRATEGY / RON ABUELO 12 AÑOS
  • MARKETING XTRATEGY / LG ELECTRONICS
    MARKETING XTRATEGY / LG ELECTRONICS
  • MARKETING XTRATEGY / LG
    MARKETING XTRATEGY / LG
  • MARKETING XTRATEGY / AMPYME
    MARKETING XTRATEGY / AMPYME
  • Marketing Xtrategy / Encuentra24 y Tambor
    Marketing Xtrategy / Encuentra24 y Tambor
  • Caja de Ahorros
    Caja de Ahorros
  • Instituto Nacional de la Mujer
    Instituto Nacional de la Mujer
  • Cable and Wirless Panamá
    Cable and Wirless Panamá
  • Autoridad de Turismo de Panama
    Autoridad de Turismo de Panama
  • Super Xtra Nueva Imagen
    Super Xtra Nueva Imagen